Make your own free website on Tripod.com

 

¿Practicantes de PNL Haciendo Terapia?

Por Steve Andreas

 

Bastante a menudo, la gente objeta que quienes recién obtienen una certificación como "Practitioners" (Practicantes), hagan terapia (aún si la llaman "consultoría", "cambio personal" o algo parecido). Típicamente hay dos tipos de preocupación: 1. "¿Cuán bien se puede ayudar a alguien?" y 2. "¿Cuál es el riesgo de que se pueda causar un daño a alguien?" mediante un método inapropiado o debido a una falta de habilidad, por parte del terapeuta, para aplicar el método apropiado, etc. Aunque esas dos inquietudes no son independientes, vayamos en dirección al asunto efectividad "¿Cuán bien puede ser alguien ayudado?".

Efectividad

Ciertamente sería mejor si los entrenamientos para Certificación fuesen mucho más largos y más completos, de tal manera que los Practicantes que se ofrecieran como terapeutas estuvieran mejor entrenados. Sin embargo, hablando en términos prácticos, lograr que la gente venga a participar en un entrenamiento para Practicantes, de 24 días, es suficientemente difícil (lo cual es una de las razones por las cuales tantos entrenamientos a nivel "Practitioner" son considerablemente más cortos). ¿Cuántos asistirían a un entrenamiento de 240 días? ¡Aun un entrenamiento de 240 días sería de menor duración que el primer año de carrera de un estudiante universitario! Muchos terapeutas profesionales con licencia, tiene que pasar un mínimo de cinco años en la universidad, para obtener una grado universitario y ocho o más para obtener un doctorado. De manera que es entendible que mucha gente asuma que un profesional con licencia, con un entrenamiento 50 veces más largo que un Practicante de PNL, haría un trabajo mucho mejor ayudando a la gente a realizar cambios personales.

Así, ¿Cómo se comparan realmente las habilidades de un Practicante de la PNL con las de aquellos que tienen una licencia profesional? Yo he estado observando las habilidades de quienes obtienen una certificación como Practicantes, por más de 20 años, de manera que eso me da una base bastante buena para entender sus capacidades y debilidades, así como el rango de habilidades al momento de la certificación.

Recientemente he estado viendo vídeos de sesiones con clientes, de psicoterapeutas descritos como "líderes en el campo" de la terapia breve. Todos ellos tienen títulos avanzados y muchos años de experiencia. Todos esos terapeutas tiene licencia para ejercer y todos ellos han escrito libros prominentes y ampliamente bien considerados acerca de terapia. Sus nombres aparecen regularmente tanto en los folletos que anuncian talleres y en el equipo de presentadores de los eventos para profesionales.

Lo que yo he visto en esas sesiones filmadas, la mayor parte de las veces ha ido de irrelevante/incompetente a ligeramente dañinas (con unas pocas y finas excepciones como Bill O'Hanlon, Michael Yapko y Scott Miller)*. Y recuerde, los terapeutas en esos vídeos son unos experimentados "líderes en su campo", no personas que acaban de recibir su doctorado académico y tampoco hay en el grupo gente entrenada en terapias a largo plazo, las cuales son típicamente menos efectivas, y ciertamente menos eficientes.

Yo estaría dispuesto a apostar una cantidad importante de dinero, a que las personas que han pasado por un entrenamiento completo de PNL para Practicantes hacen mucho más por sus clientes y por MUCHO menos tiempo y dinero que cualquier grupo similar (elegido al azar) de recién graduados de cualquier fomación profesional de psicoterapeutas, de 5 a 8 años de duración. La razón es sencilla; los Practicantes de PNL tienen una "caja de herramientas" bastante mejor y más práctica de métodos para ayudar a la gente a cambiar.

Riesgo de Perjudicar

Ahora vamos a responder a la segunda preocupación, el riesgo de hacer algo que perjudique al cliente. Yo conozco una cantidad de ejemplos específicos de personas que han sido seriamente perjudicadas por ambos, profesionales con licencia para ejercer y Practicantes de PNL, de manera que el riesgo es real.

Primero, si alguien piensa que el conjunto de herramientas de la PNL es menos efectivo que el de los terapeutas profesionales con licencia, usted puede señalar que el riesgo debe ser proporcionalmente menor, ya que menos habilidades significa menos capacidad para influir en alguien. Entonces el asunto sería solo enfrentarse con el aspecto ético de cobrar dinero por una terapia inefectiva.

Asumiendo que los Practicantes tienen un conjunto de herramientas más efectivo, ¿Qué hay respecto al peligro de colocar este conjunto de herramientas más potente en las manos de alguien con poca experiencia? Más poder para ayudar a alguien no especifica la dirección ni la utilidad del cambio.

Es MUCHO más fácil ayudar a alguien de tal manera que sea útil y congruente con los deseos y resultados que esa persona quiera alcanzar. Exige una habilidad mucho mayor (o bravuconada, o coerción) vencer las respuestas naturales de protección de una persona para obtener cambios no ecológicos. Con marcos apropiados, yo creo que los nuevos Practicantes con una experiencia mínima pueden, de manera significante, ayudar a mucha gente, mientras al mismo tiempo protegen a sus clientes de ser perjudicados.

¿Cuáles son esos marcos? Principalmente…

1. MUCHA humildad acerca de lo poco que saben y acerca de la complejidad de los seres humanos.

2. DELICADEZA y cautela al ofrecer alternativas e intervenciones.

3. Un INMENSO respeto por las objeciones e inquietudes de la gente y un no estar dispuesto a intentar hacer ningún cambio hasta y a menos que esas objeciones hayan sido totalmente satisfechas.

Esos son marcos que siempre hemos construido en todos nuestros entrenamientos, de todas las maneras que hemos podido pensar, una y otra vez. Hay un número de programas entrenamiento en PNL que no enfatizan o ni siquiera los mencionan, o que ofrecen marcos bien diferentes.

Sin embargo, dados esos marcos, Yo creo que es muy difícil perjudicar a alguien. La gran mayoría del perjuicio que yo he observado, ha resultado de ignorarlo y he visto bastante más de esto como consecuencia del trabajo de terapeutas con licencia, que de Practicantes de la PNL.

© Steve Andreas 2000

_________________________________________

Steve Andreas, con su esposa Connirae, ha estado aprendiendo, enseñando y desarrollando Programación Neuro-Lingüística (PNL) por más de veinte años. Ellos son autores o editores de varios libros y artículos sobre PNL.

________________________

Traducido al español por:
Pedro Henríquez
NLP Master Practitioner & Trainer
email: henriquez @cantv.net

________________________

Este artículo ha sido incluído aquí con autorización de Anchor Point Magazine y puede ser leído también en www.nlpanchorpoint.com